lunes, 20 de julio de 2009

Cien Amigos


El otro día vi varias miradas incrédulas cuando hablé en una charla sobre la amistad.

Noté que mi entusiasmo y convicción no lograba convencer al compromiso que ciertas personas parecían tener con el escepticismo.

De todos modos reafirmé el concepto, saqué pecho y hablé con voz grave…

- Es perfectamente posible construir cien amigos o más –dije.

Generalmente el énfasis procura ser movilizador, nunca dañino. Pero sospecho que despliega cierta incomodidad íntima que puede ser perturbadora porque debe permanecer silenciosa.

El precio del silencio luego lo paga uno en las charlas de pasillo. Porque el escepticismo va a poner en boca del asistente incrédulo los párrafos que fundamentan su posición.

De todos modos procuré transmitir mi idea con la mayor claridad posible. Siempre con el convencimiento de que puede incidir positivamente en los demás.

Construir el concepto de más amigos e impulsar la idea de ampliar el número de compañeros de la vida no puede hacerle mal nadie.

- Los vínculos se basan en la conversación. Antes estábamos delimitados por los ámbitos presenciales pero ahora extendimos la posibilidad de conversar permanentemente. Como tenemos 24 hs. de radio y tv, tenemos ahora también 24 hs. de conversación.

Palabras más o menos, intenté transmitir la idea de que podíamos extender nuestro número de amigos gracias a la potencialidad de las nuevas tecnologías. Porque nos permitían compartir momentos facilitándonos escenarios de conversación.

- Es cierto que ya podemos tener muchos más amigos que las generaciones que nos precedieron. Y con el tiempo pienso que es muy factible que podamos tener cien amigos o más –pronostiqué.

Estoy seguro que varias personas no creyeron en esta posibilidad. Piensan que sólo se puede tener 3, 4 o cinco amigos. Que el resto son conocidos. No son amigos. Y que nadie puede tener más de esa cantidad, porque es así. Porque siempre fue así.

Es cierto, Tienen razón.

Seguramente con el tiempo van a poder comprobarlo.

Otros pensamos que vamos a ampliar nuestro número de amigos. Estamos felices al creer que podemos tener cien o más. Que nuestra vida se va a enriquecer notablemente por nuevas amistades positivas y reconfortantes.

También es cierto, tenemos razón.

Seguramente con el tiempo vamos a poder comprobarlo.


*Feliz día a mis amigos de siempre, de internet y a mis potenciales amigos!

5 comentarios:

  1. Muy bueno el blog, a ver cuando sale el "greatest hits" de escritos, un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Soy de los tipos que filtran excesivamente los postulados a amigos en mi vida. En funcion de las vivencias compartidas es que cada uno va sumando o restando puntos para acceder a la aprobacion.
    Asi pues es que podre contar una docena de amigos.Pero todo ello en los ambitos tradicionales de interrelacion. Sí creo que con las nuevas tecnologias esto se modifica sustancialmente y debemos estar preparados para esta apertura que está ante nuestras manos.
    Las redes sociales son la llave a esta transformacion, porque por ella se llevan adelante intercambios por fuera del ambito acostumbrado. Con ello existiran buenas y malas experiencias, como lo era, pero es infinito el listado de postulantes potenciales y sospecho que habra mas de una docena de personas que tengan afinidades conmigo que acceden a este medio.
    Sin duda que estoy de acuerdo con tu analisis. Un gran saludo Amigo.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por tu comentario, Leandro. Saludos!! Juan

    ResponderEliminar
  4. Sencillamente hermoso, nunca dejes de escribir!!!

    ResponderEliminar

Podés dejar tu comentario como usuario de Blogger, con tu nombre o en forma anónima. Seleccioná abajo.